Buscar
12:06h. Sábado, 27 de Mayo de 2017

Historia de la Semana Santa en Trujillo

La celebración de la Semana Santa en Trujillo viene de tiempo inmemorial. Podemos partir de la primera mitad del siglo VII, el recuerdo y la contemplación de los Misterios de la Pasión en la basílica visigoda de Trujillo, tras muros de la Puerta romana de Coria. La reconquista definitiva de Trujillo se produce el 25 de enero del año 1232. La defensa de la villa le volvió a ser otorgada a las Ordenes Militares.

El Palacio del Marqués de la Conquista de Trujillo. Antecedentes.

Palacio Marques de la Conquista

El suntuoso y soberbio palacio del Marqués de la Conquista se alza en un extremo de la Plaza Mayor de Trujillo. Antes de pasar a estudiar este bello y artístico edificio palaciego, es obligado conocer sus interesantes antecedentes históricos.

El palacio Chaves-Mendoza de Trujillo. Historia y arte.

El edificio está próximo a la puerta de San Andrés, situada en el  frente meridional de la muralla, dispone de arco apuntado que descansa  en impostas decoradas con pometeados correspondientes a finales del siglo XV. Esta puerta fue construida a finales del siglo XV para permitir el acceso a la Villa desde este lugar, pero la puerta original de época árabe se encuentra ubicada en la pared del Palacio Chaves Mendoza, quedó incluida dentro de esta Casa-Fuerte. Es, claramente, una puerta que tiende al peralte, construida a base de mampostería, sillería en las esquinas y ladrillo, aún se conserva la galería que permitía el acceso al recinto amurallado cubierta con bóvedas de ladrillo. Esta puerta estuvo durante la Edad Media defendida por las Casas-Fuertes de los Escobar y Chaves-Mendoza.

Construcción de la capilla de la Virgen de la Victoria. Intervenciones posteriores.

El concejo acordó desde 1531 que la imagen que en dicho año ejecutara el cantero Diego Durán, se colocase entre las dos torres del castillo, cumpliendo así con la venerable leyenda según la cual la Virgen se apareció con el Niño en sus brazos entre dos torres de la muralla, gracias a ella se reconquistó la ciudadela.

Los orígenes del Chíviri. Antropología histórica

Fiesta del Chiviri en Trujillo, por los años 50.

La celebración de la Fiesta Pascual en torno al cordero y, por ende, la celebración de al ya famosa fiesta del "Chíviri" en Trujillo ha seguido una curiosa trayectoria. Sus orígenes de encuentran en el Sábado de Gloria, que durante el siglo XIX se celebraba en la plaza mayor y era la fiesta grande de la Pascua.

El lavadero de Trujillo y su entorno arqueológico

Corresponde al último tercio del siglo XIX y se caracteriza por su singularidad arquitectónica a base de ladrillo y piedra, mediante el juego de arcos de medio punto de ladrillo sobre pilares y pretiles de cantería.

El Carrascal, aportaciones histórico-artísticas

El Carrascal, como se le conoce popularmente, es un edificio residencial o casa fuerte que poseyó don Juan de Orellana Pizarro. Se encuentra en un lateral de la autovía Madrid-Lisboa, a 7 km de Trujillo. Ocupó una de las paradas de postas más importantes del Camino Real. Aquí estuvo la iglesia de Santa María del Carrascal, parroquia del poblado de Malpartida.

Las Estatuas de Francisco Pizarro

Estatua de Pizarro, Lima

En el Libro de Actas del Ayuntamiento de Trujillo con fecha 14 de abril de 1890 el concejal don Anselmo Blázquez pide se constituya una comisión para levantar un monumento a Francisco Pizarro.

Puentes en el camino de Badajoz

I - PUENTE EN LA CAÑADA REAL (camino a Santa Cruz de la Sierra) En la Cañada Real, por el camino de Santa Ana a Valhondo, junto a la finca de la Aldehuela, entre Trujillo y Santa Cruz de la Sierra a 4,4 km de Trujillo nos encontramos con un interesante puente. Según...

Los puentes de la carretera de Plasencia

Puente de la Barquilla en la carretera de Plasencia.

Trujillo se encuentra al Este de la penillanura trujillano-cacereña, limitando al Oeste con los Llanos de Cáceres, al Este con la Sierra de Guadalupe y al Sur con la Sierra de Montánchez.

Celebraciones litúrgicas y procesiones en Trujillo entre 1587 y 1820

Virgen de la Victoria antigua

Los dos Procesionarios (redactados en los años 1587 y 1720, respectivamente) recogen el ordenamiento canónico de las costumbres religiosas desde finales del siglo XV hasta el siglo XVIII, cuando el calendario litúrgico marcaba las estaciones del cotidiano vivir, con un entramado de celebraciones, que aspiraban a convertir la ciudad de los hombres en la ideal ciudad de Dios de San Agustín.

Historia del Cementerio de Trujillo

Entrada al cementerio municipal

El cementerio de la Vera Cruz se ubicó en torno a la iglesia de la Vera Cruz, de ahí su nombre, en el siglo XIX. Dicha iglesia tuvo sus orígenes en el Medievo, tal y como se desprende del testamento del trujillano Álvaro de Hinojosa, otorgado el 14 de marzo de 1489 ante el escribano Juan López de Haro, y en el que dispone que se le dé sepultura en este templo.

Aportaciones inéditas sobre la Ermita de los Agustinos en Trujillo

En el Archivo de la Diputación Provincial de Cáceres se conserva un interesante documento que nos ofrece noticias detalladas sobre la fundación  de una ermita desaparecida que estuvo ubicada en el entonces barrio de San Clemente, actual plazuela de San Judas.

Historia del Cementerio de Trujillo

El cementerio de la Vera Cruz se ubicó en torno a la iglesia de la Vera Cruz, de ahí su nombre, en el siglo XIX. Dicha iglesia tuvo sus orígenes en el Medievo, tal y como se desprende del testamento del trujillano Álvaro de Hinojosa, otorgado el 14 de marzo de 1489 ante el escribano Juan López de Haro, y en el que dispone que se le dé sepultura en este templo.

Aportaciones históricas sobre el Alcázar de los Chaves

Custodiando la Puerta de Santiago y lindando con la muralla de la Villa, se levanta la casa-fuerte de los Chaves, el más importante de los alcázares trujillanos y uno de los más  notables  ejemplos  extremeños de esta tipología arquitectónica cívico-militar.

Trujillo universal

Trujillo se encuentra situado en la penillanura cacereño-trujillana, a 43 km. del río Tajo que le ha servido de frontera natural, y a 90 km. del río Guadiana. Por lo que hidrográficamente pertenece a las dos grandes cuencas fluviales de España. La ciudad se asienta a 564 m. sobre el nivel del mar, en el centro de un monte-isla o batolito, constituyendo su entorno un paisaje muy peculiar, donde aflora el granito, llamado “El Berrocal”. Son manchones graníticos de singular belleza que rodean a Trujillo en un perímetro de 5 km. Una copla popular recoge esta circunstancia: “Si fueres a Trujillo, por donde entrares, hallarás un legua de berrocales”. Por lo demás, es un relieve llano.

Los frailes de la descalcez franciscana y su establecimiento en el convento de la finca Los Arcabuces de Trujillo

Entre los frailes extremeños más importantes que llevaron a cabo la Reforma, el mas representativo de todos es sin duda fray Juan de Guadalupe (nació en Guadalupe en 1450), que profesó en el Real Monasterio de Guadalupe como religioso jerónimo y a los pocos años pasó a la Orden Franciscana, donde se distinguió como reformador, lo que le llevó a Roma para proponer al Papa una profunda transformación de su orden.

La estatua orante de Hernando Pizarro

En el convento de San Francisco de Trujillo vivieron los frailes franciscanos de la observancia desde el siglo XV hasta su exclaustración en 1836.