Buscar
21:28h. Domingo, 08 de diciembre de 2019

EL CONQUISTADOR REABRIRÁ COMO RESIDENCIA PRIVADA

Casero pretende una residencia pública de ancianos para la ciudad

El alcalde ha asegurado que no renuncia a construir la residencia en Huertas que prometieron en su primera legislatura, pero aduce que hay problemas administrativos. No obstante, ha reconocido que Trujillo necesita una residencia pública con una capacidad mínima para 70 residentes.

Para que la residencia sea de titularidad pública, el ayuntamiento debe ceder el suelo a la Junta y los terrenos de la residencia de Huertas son privados, propiedad de una familia. Aún así, Casero dice que seguirá negociando una solución con el Gobierno regional para reanudar el proyecto, que fue paralizado hace cuatro años “porque en aquel momento sólo se podían financiar proyectos ya iniciados o comprometidos”, explicó.

De esta manera respondía el alcalde a la pregunta formulada por los socialistas sobre la situación de la residencia de Huertas, por considerar que es urgente proveer de más plazas a la ciudad, “pues muchos trujillanos han tenido que irse a residencia de los pueblos de entorno porque la Residencia de Santa Isabel está al completo”.

Pero el alcalde anunció también su intención de pedir a la Junta una residencia de titularidad pública para Trujillo con capacidad para, al menos, 70 residentes válidos y dependientes y aclaró, que de otro modo “sería inasumible para el presupuesto municipal”. En este sentido, refirió que el coste de construcción de una residencia ronda los 2,5 millones de euros, según consta en un proyecto que tiene el consistorio. “Esa partida sería sólo para la construcción, luego habría que añadir el equipamiento”, dijo Casero.

Al respecto, Acero propuso destinar los fondos de Diputación a construir la residencia de Huertas y habilitar fondos propios municipales en los próximos ejercicios para poder completar la obra.

RESIDENCIA PRIVADA

De otro lado, Casero anunció que los propietarios del Conquistador estaban ya realizando obras de remodelación en el edificio con el fin de reabrirlo nuevamente como residencia privada de ancianos. Igualmente, también comentó que el edificio del antiguo ambulatorio recientemente cedido al ayuntamiento, estará dedicado a personas mayores.

El centro tendrá una amplia oferta de servicios de todo tipo para personas mayores, especialmente aquellas que viven solas y tienen mayor dependencia, pero no será residencial”, explicó el alcalde.